No me Olvidé de Vos

Cartas entre personas que todavía creen en las cartas.

Omar & Susana

Preciosura,
¿Cómo está el bombón relleno más dulce de toda Buenos Aires? Te extraño, bebé. Hace ocho horas que no hablamos y ya empiezo a sentir que me ahogo, me faltan tus palabras, tu risa. Soy un convicto de tu voz. Me tenés tan enamorado que levanto polvo al andar, las calles de tierra son mi pista de baile. Te amo tanto, tanto. Lo que daría por fundirme en un abrazo tuyo cada mañana… todo daría. Mi mujer, la más hermosa, mi rayito de luz.

Hoy cumplimos 398 días, vida. Haberte conocido en esa página web fue lo mejor que me pasó. Nunca imaginé que a mi edad iba a encontrar a mi media naranja, al amor de mi vida. Y aunque digas que todavía soy un pendejo porque me faltan dos años para cumplir cuarenta, vivía en un mundo de frustraciones y desesperanza hasta que llegaste vos, con tus casi sesenta, a salvarme la vida. La diferencia nos unió, como les pasa a los verdaderos enamorados. Estábamos destinados, mi sol. Cupido finalmente nos presentó.

Amor, tengo que pedirte otro favor. Sé que estás complicada con muchos gastos pero lo de mi mamá se complicó y no tengo plata para comprarle los remedios. ¿Podrás depositarme otros $5000? Te prometo que te voy a devolver todo cuando nos veamos en persona, que si Dios quiere va a ser pronto. No aguanto las ganas de conocerte, de tocar tu carita por primera vez, de hacerte sentir mujer como ningún otro hombre logró antes. El trabajo y la enfermedad de mamá me retienen en Catamarca pero ya te prometí que apenas cobre lo que me deben, saco un pasaje y voy a tu encuentro. Lamento que no puedas venir porque no tengo tiempo libre para dedicarte y que la espera se haga tan larga.

Voy a ver si aprendo a usar la tablet que me regalaste para concretar la videollamada que tanto querés tener, aunque no creo que pueda. Con tus fotos soy feliz, no necesito más. ¿Ya no te hace feliz ver mis fotos? ¿Ya no confiás en mí? ¿Ya no me amás? Me duele, vida. Lo nuestro es verdadero. Sos la mujer con la que me voy a casar, de eso no tengo dudas.

Avisame, gordita preciosa. Y fijate que está muy grave, terminal. Cuanto antes puedas, mejor.
Te amo inmensamente,

Omar

*****

Omar amor de mi vida yo por vos todo ya lo sabés si sos mi tesoro.
En este mail lo copio a Eduardo, mi mayor, porque ahora pusimos la cuenta conjunta viste porque él no se las estaba arreglando bien con los gastos es otro tesoro mío mi eduardito, ya está grande pero siempre va a ser mi nene.

Deseo con todas mis fuerzas que tu madre se ponga bien. Por supuesto que lo que necesites yo estoy, eso es el amor, la incondicionalidad y dar más de lo que se tiene.
¿Al final todavía no sabés cuándo te vas a poder hacer de un ratito para nosotros en vivo?
Estos vaivenes me mantienen joven pero necesito acariciar tu piel, sentirte vibrar cerca.

Perdón eduardito pero igual ya estás grande.

Los quiero arreglen ustedes los muchachos temas de plata que es cosa de hombres a mi déjenme con mi colección de esmaltes perlados divinos.

mis chiquitos los amo.

*****

Así que al fin doy con el sorete mal parido que está haciéndole el cuento del príncipe azul a mi vieja.
Forro hijo de mil putas.

Voy a averiguar dónde vivís y andá a saber cómo te dejo la cara.

*****

¿Cuenta conjunta? Pero chupame la pija, gorda pelotuda. Era hora de que te avives, me empezabas a dar lástima. Todavía no puedo creer que te hayas comido el verso. Te mandaba fotos de un modelo holandés, mirá si ESE flaco se va a interesar en una vieja tan flácida y pedorra. No podés ser así de imbécil. ¿Qué se te cruzó por la cabeza? No te mira ni el boliviano de la verdulería que tiene cuatro dientes, ¿un morocho de ojos celestes se va a fijar en vos? Lo necesitada de afecto que estás para comprar mentiras tan obvias, mamita querida.

Y a vos, Eduardito… ¿te pensás que te tengo miedo? Se me ríen los pelos del orto. Desde que la conozco, entre pito, flauta y teta caída, a tu vieja le saqué más de mil dólares. Y la tablet, un par de zapatillas, una campera y un microondas. Y cartitas, michis cartitis romintiquis.

No estoy solo en esta, forro pinchado. Porque fuiste un forro pinchado, ¿te lo dijo la culo roto? ¿No? Ah, yo te puedo contar muchas cosas… ¿sabías que se cogió al abogado de tu viejo después del divorcio? ¿Y que tu hermana hace dos meses se hizo un aborto?
Somos varios y estamos organizados. Vamos a dejar todo acá y ni se te ocurra buscarme o denunciarme porque tu barrio amanece empapelado con la foto que adjunto. Qué lindo le queda el traje de diablita a la mami, ¿no? Si hacés zoom, se le ven en detalle los pelos encarnados de la concha. Y esos pezones que parecen hamburguesas… mmm… ¡qué rico!

Me despido, Susanita. Ha sido un placer. Te voy a extrañar. Ninguna de las anteriores me grabó audios mientras acababa con tanto entusiasmo como vos. Tengo 20 años y un par de pajas te dediqué, sentite orgullosa. Me gusta imaginarme meándote la cara o moliéndote a palos.

Besitos.

Y a vos también, hijito. Chaucito. Tu papi, Omar.

*****

Escuchame, bueno, pensé que nunca iba a caer tan bajo. Necesitamos plata. Después de todo el quilombo que armaste mi mamá se tuvo que internar en una clínica psiquiátrica. Tenía miedo de salir a la calle, les gritaba a todos los tipos rubios que veía, le pegó a un alemán que estaba en la pizzería del barrio. En mi familia no tenemos un mango, y si la sacan de ahí la tengo que declarar insana y pasa a manos del Estado y me la dejan tirada en algún aguantadero de mala muerte. No tenemos obra social ni ningún amparo de nada.

Mamá pregunta por vos, está triste, no entiende. Está triste y no entiende nada, eso es, exactamente. Así que si encontraras algún lugar en tu corazón para darnos aunque sea 5mil pesos, que cubrirían un mes de cama, de verdad que te lo vamos a agradecer. Yo me estoy tragando todo mi orgullo al escribir esto. Agoté posibilidades por doquier. No doy más. No la quiero ver morir en un lugar de mierda. Y quizás a vos esa plata no te hace una diferencia sustancial. Ella te quiere mucho. No termino de comprender cómo o por qué. Mi mamá es una persona que, ante la duda, quiere. Es su karma. Y yo sé que me arriesgo todo escribiendo esto, que se me va la poca dignidad que pude retener con los años por la rejilla, que me podés saltar con sus fotos y sus mails y sus videos, pero estoy realmente desesperado. Ya no me importa nada más que sacarle una sonrisa aunque sea efímera.
No me duele que se vaya a morir, me duele que se vaya a morir rodeada de humedad y abandono.

Pasó un tiempo, ni sé si esto te va a llegar.
Ojalá sí, y puedas aunque sea pensarlo.

*****

Me sonó el celular y era tu mail. Tuve que leer como cinco veces para entender de dónde viene esto, quién carajo sos y de qué carajo me estás hablando. Ahí se me dio por revisar el historial y caí. Pasaron tres años, pensé que había cerrado esta cuenta que usaba para hablar con tu vieja, se ve que colgué y quedó logueada. Tenés mucha suerte, de pedo vi el mensaje.

Ehm… mirá, lamento lo que pasó pero para mí esto es un negocio, si enloqueció es su responsabilidad, no la mía. No creo en la culpa y menos en este caso. Es una señora grande, che. ¿Era para tanto?

Guita no te voy a dar, olvidate. No hago caridad. Pero te voy a ayudar, porque tampoco soy un forro. Ya no ando más en la gilada, era mucho laburo y tampoco es que sacaba fortunas. Además me enamoré de una piba y ando de novio, como que maduré un toque. Pero hasta hace poco me escribía con una Estela que me tiraba unos mangos. Después me borré y quedó en la nada, dejé el trabajo por la mitad. ¿Por qué no te hacés pasar por Enrique (el personaje que le inventé) y le pedís un par de depósitos? Te cedo el negocio, papá. Yo no voy a volver a aparecer.

Ahora te reenvío la cadena de mails con la mina así tenés data, es arquitecta y la levanta en pala. Fijate que en una le pedí una tele y me la compró. Armate un correo y decile que estuviste de viaje, preso, qué sé yo. Pensate una creíble y dale para adelante. Es re boludaza, se las come todas. Pasa que es viuda, imaginate lo que necesita afecto la pobre flaca. Y ojo que está buena, eh. O sea, cuarentona pero bien. No le gusta tanto mandar fotos pero si le insistís, las tetas se las ves.

Yo creo que $5000 por mes le sacás tranquilo, eh. Más también.

Esto es la selva, acá sobrevivís como podés.

Ahí te reenvío. Después contame. Si entrás en esta, tengo miles de consejos.

*****

Gracias.

Digo, podría decir un millón de cosas antes. Creo que ya las debés imaginar.
Entendí el otro enfoque, quizás a la fuerza. A estas señoras, a tu manera chota (que hasta anteayer fue también la mía), las hacés felices. Les das algo, una esperanza, una belleza viva. No importa la plata, o sí, a mí sí, mucho, me hizo la diferencia, pero es una transacción. Encontrás la forma de que sientan que todavía hay cosas por las que vale la pena salir de la cama, maquillarse, ponerse ruleros, jugar a las lindas.

Mamá se fue el martes. En paz. La semana que viene vuelvo a trabajar, en el banco en el que está un amigo precisan cadete. Supongo que a partir de hoy iré construyendo una historia más acomodada y tranquila, que está bien, va a ser sano, pero ahora en retrospectiva pienso en qué gran viaje fue este al que me subiste. Raro, bochornoso, pero increíble.

Nada de esto te importa, así que la corto.
Esta fue la relación más interesante que tuve en mi vida, por más puto que suene.

Gracias.

*****

Delivery to the following recipient failed permanently:

omaromaro@ciudad.com.ar

Technical details of permanent failure:
Google tried to deliver your message, but it was rejected by the server for the recipient domain ciudad.com.ar by mta3.ciudad.com.ar. [200.42.138.143].

The error that the other server returned was:
550 5.1.1 <omaromaro@ciudad.com.ar>: Recipient address rejected: ciudad.com.ar

 

—– Original message —–

DKIM-Signature: v=1; a=rsa-sha256; c=relaxed/relaxed;
d=gmail.com; s=20120113;
h=mime-version:date:message-id:subject:from:to:content-type;
bh=3p9sbh0G7Y6OXEQnQtq0SmRGo1qE46CzJEHOmY9ov/A=;
b=x2iIg7G0uZzVoFiQeQg5iE6Pl+w1jtwe/1+57awNu5shor3FaR/+8ycpeqxIsdG+Ia
EyEp9bfaPE+YLhU8YIHomYWRKRYJFtsg8TMPRjLOwjTL4a35w3wXbCZzaYvk/FKrEejk
0zjRzHNM44xS9iQMom/YH0pI6pLb3jqtQeoLMm8HsUbAxiOAgIeXTLo2ZAthzjqtQy0p
/RteRzTsUUYXXVA7nBfjNQhNSSgsDo3DLecBZ/h/0nG0ViTIkfDzW+Pm9f4Ubs1+meI+
a79LuYnkQvLXtEkb7xY7Oe6OGd6C5yWRv36iM2BdB6gKylW+QJGqp0f9EivJfHa6g0/6
g/fQ==
MIME-Version: 1.0
X-Received: by 10.152.197.5 with SMTP id iq5mr4394805lac.6.1418220672258; Wed,
10 Dec 2014 06:11:12 -0800 (PST)
Received: by 10.25.35.216 with HTTP; Wed, 10 Dec 2014 06:11:12 -0800 (PST)
Date: Wed, 10 Dec 2014 11:11:12 -0300
Message-ID: <CAEEKRfUXgocT86bQkLJBif1HrehBb2C8wZvqOA-R6BLbqcyLUQ@mail.gmail.com>
Subject: =?UTF-8?Q?Es=C3=B3n_personal=2E?=
To: omaromaro@ciudad.com.ar
Content-Type: multipart/mixed; boundary=001a1134153064625e0509dd3b33
Bcc: omaromaro@ciudad.com.ar

 

 


El domingo 15/10 es el día de la madre, podés regalarle nuestro libro y llenar de alegría su corazón o darle una licuadora y rompérselo. Lo conseguís ACÁ.

Anterior

Ingrid & Rafael

Siguiente

Constanza & Analía

3 Comentarios

  1. Pau

    Como que la idea estaba buena pero le faltó algo… como que no me terminó de cerrar. Siento que le ponen menos pilas o capaz se acaban las ganas. Las ideas están y son buenas! No se pinchen!!!

  2. barbi

    no lo entendi

  3. Tal vez no hacía falta los mensajes de error.
    Primero, interesante el conflicto, un personaje estaba con una mujer mayor sólo por dinero. Y muy pronto se reveló, no sólo como un estafador, sino como alguien cruel. No hacía falta descalificarla tanto.
    Segundo, es irónico que el hijo de Susana se convierta en algo que odió.

Deja un comentario

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén